Top Ad unit 728 × 90

Últimas opiniones

Opinión

'Las crónicas de Sarah Connor' falla por la base

Sé que probablemente tarde con respecto a muchos de vosotros, pero acabo de terminar de ver la primera temporada de 'Las crónicas de Sarah Connor'. Huelga decir que soy un fan de la saga de 'Terminator', y la exigencia del fan hace que me quede con las dos primeras películas, excusando la tercera como un desliz que podremos dejar en el apartado de descuidos. Y como fan que soy, he de mostrarme exigente con el legado de James Cameron.

La serie que en su día a muchos nos quitó el sueño me ha decepcionado. No es una decepción de echarse las manos a la cabeza y predicar el apocalipsis (no creo que nada sea merecedor de tal comportamiento), sino más bien algo comparable a un encogimiento de hombros. Digamos que sí que trata de unas crónicas, pero yo a Sarah Connor no la veo por ninguna parte. Recuerdo que Sarah era un personaje atormentado que bordeaba la paranoia, dulce por naturaleza pero endurecida por los imperativos de la vida que le ha tocado (ni más ni menos que concebir al líder de la resistencia contra las máquinas y tener que protegerlo de continuos atentados). Es una mujer práctica, pragmática y, cuando es necesario, despiadada, aunque, que yo sepa, no ha matado nunca a nadie. Pero no la cabrees.

Esta mujer debe compaginar la necesidad de formar a un guerrero con la de mantenerlo con vida. Si lo pensáis, la disyuntiva es terrible, puesto que ambas situaciones son polos opuestos. John Connor sólo podrá entrenarse eficazmente enfrentándose a las máquinas que lo quieren matar. ¿Dónde está el término medio? ¿Hasta qué punto exponer a un hijo en un entrenamiento a contrarreloj, y mantenerlo a salvo desde el instinto materno?

Sólo Cameron parecía tener esta respuesta, y se la guardó en el Titanic, que más tarde hundió con cartón piedra informático. Y creo que habría sido mejor dejarlo ahí, porque para lo que se ha hecho...

Las Sarah Connor de la serie es una mujer endurecida, sí, pero a la que el guión insiste en presentar con sentimientos. Bravo por ello, porque no es una máquina aunque a veces deba parecerlo. Pero la forma de hacerlo creo que ha sido errónea. A estas alturas de la película, cuando apenas faltan unos años para el Día del Juicio, no te puedes permitir medias tintas. La mujer se pasa casi toda la serie negando a su hijo la posibilidad de formar parte al cien por cien de los riesgos, como una madre pesada con un adolescente complicado. Diría que es haste demasiado melindres a veces. No conduzcas, bueno sí. No vengas, pero vente, quédate en casa, es peligroso... ¿Así se forma a un líder de la resistencia? ¡Si parece que la lider va a ser ella y el niño es un incidente vagino-temporal!


A esta Sarah Connor le falta decisión, mala leche de verdad, ese toque masculino que Linda Hamilton llevó ante la cámara de forma magistral, la paranoia bien llevada y la claridad de ideas que le hace poner en la mano de su hijo una automática por si las moscas.

El que se salva es el chaval, aunque por los pelos. Tengo ganas de pasar la página del adolescente y empezar a conocer al maduro Connor (ya tuve bastante del infumable crío en la segunda peli), por lo cual espero con cierta esperanza la nueva película, con Christian Bale. Al igual que la madre, a Jonh tratan de imbuirlo en un barniz de sentimentalismo que creo que no se pueden permitir los personajes. Pero es una serie, y no puedes vender caras de palo durante una temporada entera.

Y para caras de palo los que hacen de terminators. Menuda tristeza de gente. Ahí sí que les han perdido el punto del todo. Si algo sabía hacer el actual gobernador de California era no mostrar emoción alguna, pero sin caer en el chiste fácil de la máquina que acaba diciendo "que tenga un buen día" (literal, oye). Me sobran esos gestos, como el giro de la cabeza, como los perros cuando no entienden muy bien lo que les quieres decir. No sé cómo expresarlo... Los que hacen de terminators parecen monigotes sobreactuados y sobreacelerados.

Estas y otras carencias sin duda se deben a un guión no tan defectuoso como delicado. Si soplas, se cae. Sin atreverse a ahondar demasiado en las paradojas temporales (hay que tenerlos muy bien puestos para hacerlo eficazmente), se queda en la anécdota, el gesto facilón y la madre coraje venida a menos. Las situaciones son a veces poco creíbles, y resultar poco creíble en el género de la fantasía y la ciencia ficción ya tiene pecado.

Sin ser una mala serie, hay que tomarla con precaución y no esperar ver nada de lo que nos dejó en el tintero Terminator I y II. Lo mejor son los guiños a las películas, como cuando el doctor Silverman relata a un agente del FBI el episodio de la liberación en la institución mental de Pescadero. Genial... Pero no por méritos propios.

'Las crónicas de Sarah Connor' falla por la base Reviewed by Omar El Kashef on 9:47 Rating: 5

10 comentarios:

René López Villamar dijo...

Yo acabo de terminar de ver la serie (la segunda temporada casi seguro es la última) y creo que es una de las mejores series que se han hecho en los últimos 10 años.

No hay que olvidar que la primera temporada se cortó por la huelga de guionistas. Por lo mismo, muchas de las preguntas que te haces se resuelven en la segunda temporada de forma satisfactoria. La transformación de John Connor en el lider que será se ve genial y también queda bien claro porque Cameron es más "humana" que las máquinas que has visto con anterioridad.

Sobre las paradojas temporales también se avanza mucho. Te platicaría más del asunto, pero te arruinaría muchas sorpresas. Nada más decir que de hecho ahondan mucho más en el asunto del viaje en el tiempo que en las pelis.

En fin, que la serie tiene pies y cabeza, pero la huelga de guionistas la cortó a la mitad.

Avatar dijo...

Pues, como siempre, grtacias por los matices, René. Asumo el dato en cuanto a posibles situaciones poco desarrolladas, pero, hasta ver la segunda temporada, sigo pensando que en un principio no le cogieron el papel a Sarah. Vamos, que más que un problema de falta de tiempo por la huelga, lo que veo es un problema de enfoque y concepto. Pero, vaya, veré esa segunda temporada para quitarme el extraño sabor de boca.

Un saludo.

Milán dijo...

Creo que el criterio llevado a cabo por los guionistas de la serie para describir a Sarah Connor (al menos en lo que llevo visto de esta primera temporada) es acertado, el personaje que nos presentan en Terminator 2 es el de una madre igual de protectora, la única "fechoría" que le deja cometer a John es piratear la clave de acceso del departamento que contiene la llave que conduce al chip y el brazo del primer terminator. Recordemos que desde su salida de "Pescadero" se pasa la película pidiendole a su hijo que se esconda.
Ahora el contexto es totalmente diferente, Sarah no acaba de fugarse de un psiquiatrico y nos muestran un día a día en la vida de los Connor,por tanto, tenemos el debate de una madre que debe educar al lider de la resistencia tratando de no infringir la ley, ya que está acusada de cargarse a Miles Dyson y se la persigue por ello, con lo cual toda precaución es poca y contra más desapercibidos pasen ambos mejor.
En cuanto a lo de los Terminators sobreactuados estoy más o menos de acuardo, lo del gesto del perro es de chiste , pero si es cierto que me encanta eso del "que tenga un buen día" y que la IA de la máquina sea cada vez más y más avanzada tal y como Kyle Reese le explica a su "esposa" en la escena de los aparcamientos de la primera película.

Es mi opinión pero de todas formas cuando termine la primera temporada (me quedan 3 capítulos) te cuento. ;)

Avatar dijo...

También tienes razón, Milán, pero a mí me ha costado ver la complicidad que ya había al final de T2 entre Sarah y su hijo en casi todos los capítulos de la serie. De repente están distanciados, como si tuviese ella el eterno sambenito de ganarse la confianza de su hijo. Entiendo que quiera que se esconda cuando es un crío, pero algún día tendrá que salir del cascarón y creer en el líder que será. Pero entre su tío y ella parece que les cuesta tomárselo en serio (van demasiado en plan "eres un crío", ya lo entenderás). Para ser un crío, creo que es ya bastante maduro y ha tenido experiencias como para poder tomar más decisiones.

Pero esperaré a lo que dice René, en la segunda temporada.

Y, otra cosa, Cameron me dio una impresión en el piloto muy distinta al resto de la serie. En el piloto parecía mucho más versátil y espabilada, mientras que en el desarrollo de la serie parece una empanada que va aprendiendo las cosas elementales de la vida humana. Eso no es malo, pero la descompensación sí.

Un saludo.

Carlos de la Cruz dijo...

Me temo que debo ser una de las pocas personas a las que les gustó "Terminator III".

Bueno, la verdad es que no me acuerdo de casi nada de la película, así que mucha huella no me dejó ;), pero tampoco la recuerdo como una película mala. Película "palomitera", más bien.

La serie, ni idea, no la he visto y tampoco me llama mucho la atención. La próxima película de Terminator, en cambio, sí quiero verla. Tengo debilidad por los futuros post-apocalípticos ;)

Avatar dijo...

Hola Carlos

Pues ahí lo tienes... la poca huella debería decirte ya algo :p

Sí que es palomitera la de T3, pero ahí se queda. Por más que lo intente, no puedo ponerla de la mano de las dos primeras. Es una peli de acción pasable y una mala continuación de la saga.

Un saludo y gracias por la visita :)

Selenio dijo...

A mí tampoco me gustó T3, los personajes tenían tanto carisma como una piedra emo... ¡si hasta el Schwarzie era tan sólo una burda imitación de si mismo!

La serie no la he acabado de ver, me quedé a algo más de la primera mitad de la primera temporada, pero debo admitir que hasta donde ví, sin parecerme perfecta, me pareció muy buena.

Debo admitir que tengo cierta debilidad por Summer Glau (en realidad por sus dotes interpretativas) desde Firefly (y muy concretamente desde el episodio "Objects in space"... grandioso...) así que probablemente ya iba con buena predisposición... pero en fin, que me gustó.

Selenio.

Avatar dijo...

Ayyyy, si es que tiran más dos... bueno... en este caso tampoco XD

Selenio dijo...

[Selenio pone cara de ofendido]

Yo hablaba de sus dotes interpretativas, ella es tan sólo una mujer más en este gran mundo.

XD

¡Ayyyyy, que gonita! XDDD

Seguro que si Dollhouse se hubiese hecho con Summer Glau, otro gallo cantaría.

Selenio.

PACOP dijo...

Pues T3... mira... va a ser que no. Lo que me jode es que Salvation vaya a partir (eso creo) de ella. En fin...

En cuanto a lo que señalaba Rene de que la segunda temporada resuelve dudas, es cierto... pero a la vez que destapa el doble.

En la segunda temporada me gusta la interpretación de Shirley Manson, vocalista de Garbage, en el papel de un T-1000. Shirley además ya tenía algo de "experiencia" interpretando a una máquina en el videoclip de la canción 'The World Is Not Enough' (de la banda sonora de la Pelicula de James Bond) al que también le daba por suplantar personalidades.

Pero la enfermedad de la primera temporada se acentúa, creo yo, en la segunda: durante todo el tiempo que se emite, dejan todo el rato entrever un "tufillo" a una posible relación de ¡¡AMOR y CELOS!! entre Cameron y John, dejando pasearse de cuando en cuando a la cyborg semidesnuda por la pantalla... vamos, como cuando en el cine patrio necesitamos poner a una tía en pelotas para que tenga algo de atractivo la basura celuloide que exportamos.

Lo único bueno que yo he sacado han sido algún que otro chascarrillo y un genial y más que sorprendente, todo hay que decirlo, último capítulo de la temporada.

De temporada 3... me da que no habrá.

Algunos derechos reservados El Opinómetro 3.1 © 2014 - 2015
Con la tecnología de WordPress24x7

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con la tecnología de Blogger.