Top Ad unit 728 × 90

Últimas opiniones

Opinión

Los vientos que marcan el rumbo

Por Avatar




Soplan interesantes vientos desde la Marca del Este. Ya sabéis que nuestros amigos están preparando su propio retroclón de D&D con un cuidado, un mimo y una pasión que cuesta ver en las editoriales mainstream. La última novedad que anuncian en su espacio es que han llegado a un acuerdo con la Dracotienda para distribuir sus ciento y pico ejemplares a todo el mundo. Lo que llama la atención es que Dracotienda lo hará renunciando a beneficio alguno.

Ya sabemos que este proyecto se emprende sin ánimo de lucro, desde el ámbito de una asociación cultural, pero no por ello sacrificando el rigor de una joyita que engalanará las estanterías de muchos. Lo del ánimo de lucro debería sonarnos, porque algunas editoriales emplean una cantinela muy similar, aunque con un estribillo distinto: "el amor al rol" o "porque nos gusta hacer libros". Yo, sinceramente, me quedo de una pieza cuando veo que gente profana del mundo editorial rezuma tanta seriedad, tanta calidad y, sobre todo, tanto compromiso con el cliente final. Sumo a ello la iniciativa desinteresada de Dracotienda, porque todo esto, sumado y metido en una coctelera, sí que es amor al rol y verdadera vocación de transmisión de sus valores. No dudo que quienes tienen los medios podrían hacer lo mismo dedicando una porción de su maquinaria a no ganar tanto y sí ejercer ese tan manido amor a los juegos de rol. Pero me da la sensación de que están más ocupados dando portazo o poniendo condiciones desorbitadas a las innumerables propuestas creativas que hay en este país.


Y eso nos conduce a la gran paradoja de la que ya he hablado: quienes deberían ser los transmisores de esa inquietud soterrada se erigen, irónicamente, en cuello de botella, embudo y tapón, de una tacada, de ideas que, quizá porque les son tan exóticas y alienígenas, les hacen sentirse incómodos al vulnerar un ego demasiado lleno de macroeconomía y falto de creatividad.

Yo no infravaloraría estos movimientos que se están produciendo en el sotanillo del mundo rolero, como la iniciativa de Dracotienda, que parece la guinda de la excelente aproximación de los chicos de la Marca. Y procuraría sacar conclusiones, porque está claro que hay un fervor inexplotado o ignorado por las editoriales "normales", que se rodean de su equipo habitual en la torre de marfil. Analizaría detenidamente qué puede suponer esta verdadera sustantivación del "amor al rol" que nos viene bajo la atractiva forma de una distribución desinteresada, al menos en lo económico, porque, si el modelo se extiende, la piedra filosofal de las editoriales se las tendrá que ver con una competencia menos anquilosada y más fresca. ¿A qué me refiero? A la distribución, que es la verdadera mina de las grandes.

¿Es bueno este aparente divorcio entre la sociedad civil del rol y los editores clásicos? Diría que la respuesta es obvia, porque un mercado tan chiquitito no se puede permitir fórmulas tan antitéticas y contradictorias, aunque muchos dirán que la diversidad nunca fue mala. Hombre, si una de las alternativas no fuese tan lesiva con el abono que nutre a la creatividad rolera nacional, estaría de acuerdo, pero tenemos lo que tenemos.

En todo caso, aplaudo alternativas como esta, que nos recuerda que trabajar por la gente (de verdad) es posible y se puede hacer más allá de las palabras. Celebro que algo se esté moviendo bajo nuestros pies (porque la Marca es una de tantas cosas que traen aromas de tierra recién llovida), y me pregunto si las editoriales se estarán dando cuenta de algo.
Los vientos que marcan el rumbo Reviewed by Omar El Kashef on 14:59 Rating: 5

6 comentarios:

Gary Arkham dijo...

De lo que espero que se estén dando cuenta las editoriales es de que proyectos como este demuestran al aficionado que no hay que ser Wizard of the Coast para sacar adelante juegos con una calidad digna. Y que por lo tanto, cuando por parte de una editorial española salen manuales mal traducidos a precios irrisorios y de una calidad de edición deficiente, no se debe a que no tienen otra alternativa, sino a que no les sale del cimborrio.

Al final,la industria (que no los compañeros de la Marca) nos dice que lo hacen por amor al arte para que paguemos más de lo que vale también por amor al arte, mofándose de la implicación de los aficionados. Y si no lo hacemos, el rol va mal por culpa nuestra. que nos bajamos muchos pdfs.

Sin embargo, paradójicamente este año los estrenos maś interesantes del panorama español parten de aficionados (CdB y este retroclón de la Marca).

Nos iría a todos mejor si dejaran de pedir a los consumidores sexo por compasión y empezaran a currar.

Un buen artículo, Avatar ;) Un saludo.

Steinkel dijo...

Muchas gracias por tus comentarios, Avatar, te lo agradecemos de corazón. Bueno, no quiero abundar más en el asunto, ya que tú lo has dejado meridianamente claro. Seguiremos ahí, procurando que este primer juego nuestro sea lo mejor posible. A la sazón, y esto lo anuncio aquí como primicia, hoy mismo he llegado a un acuerdo con A.J Manzanedo para que nos dibuje un buen puñado de criaturas del bestiario. Este gasto tampoco lo teníamos contemplado, así que imaginen cómo vamos. Pero estoy contento con ello, pues las ilustraciones del bueno de A.J son de lo que mejor ha calado entre los aficionados y está consiguiendo identificarse perfectamente con la esencia del juego, hasta el punto que ya no se entiende sin su concurso, de ahí que sigamos sacando dinero de donde podemos para seguir invirtiendo en el juego sin reparar en un posible beneficio que ya casi se ha tornado en perdidas.

markirian dijo...

De acuerdo contigo. Cuando llegaron los primeros juegos de rol, comprabamos lo que habia. Cuando llego la saturacion de juegos, editoriales y demas, vimos que las cosas no fueron a mejor (traducciones, maquetaciones, ediciones a anhos luz de las originales).

Estamos viendo pequenhos avances de este juego de La marca del Este y realmente se observa una verdadera y gran expectacion. Es cierto ,y al mismo tiempo curioso, la gran confianza que estamos poniendo en que va a ser un gran producto, de calidad. Posiblemente porque les sentimos cercanos, en su mesa de rol llena de dados y porque sabemos que manhana por la manhana habra una nueva entrada en su blog. Utilizan la comunicacion como nadie y ese nexo no se rompe. y las editoriales no escuchan como dices en su torre de marfil. sobre todo en este anho dificil por lo de ok games o "polemico" respecto al mecenazgo de Aquelarre. Yo, literalmente, alucino con estas inicitivas (la de zonk con su cdb,cosas de three fourteen games, fanzine rolero ).

Espero que el trabajo termine bien y todos estos currantes del rol sea recompensado por los menos con el carinho de la aficion.

Bulldozzzer dijo...

Bien dicho Avatar. Creo que el micromundo rolero se mueve sinuoso. Es un buen símbolo sin duda, aunque creo que aún está lejos el cambio de perspectiva de las grandes editoriales. La mayor parte de ellas hace el dinero con otras cosas, asíque hasta que el mundillo repunte, imagino que seguirán dedicándose más a lo que más pasta le da, cosa que por otro lado entiendo.

El tema está: ¿Ellas siguen con atención todo este movimiento o lo ignoran por completo? La lógica me dice que deberían seguirlo, pero nunca se sabe...

Avatar dijo...

Pero, digo yo, no serían las editoriales quienes deberían liderar esta tendencia, en vez de ir a rebufo de los aficionados, que son los que mantienen la esencia, y luego plantarse ellas las medallas?

Hasta ahora sólo veo quejas de lo mal que está el mercado, mensajes de que cualquier cosa que desdiga la situación actual es imposible o de soñadores sin remedio, por no hablar de operaciones sacacuartos al aficionado para financiar un trabajo que debería nutrirse del propio buen hacer. Buen hacer, qué digo!! XD Mientras haya aficionados que se traguen lo de la ONG, aviados vamos...

Bulldozzzer dijo...

Pero Avatar, sin ánimo de ofender a tu inteligencia, la cual conocemos vasta XD, ¿cómo van a liderar un movimiento que no les genera suficientes beneficios?

Es muy difícil generalizar con esto, ya que hay muy diferentes perfiles en estas editoriales (de primera línea), pero lo que todas tienen como denominador comun es lo que ensombrece nuestras ilusiones, que es que el rol es cosa de minorías, para las que el tema de la rentabilidad del rol tiene sus escollos.

No entiendo a qué medallas te refieres, supongo que a algo que no ha sido de mi conocimiento.

¿Y lo de la ONG? ¿Qué pasa con eso?

Algunos derechos reservados El Opinómetro 3.1 © 2014 - 2015
Con la tecnología de WordPress24x7

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con la tecnología de Blogger.