Top Ad unit 728 × 90

Últimas opiniones

Opinión

De ti depende, de ti depende, tú eliges...

Salud!

Llevo mucho tiempo escuchando decir que el mercado de rol va mal. De hecho llevo tanto tiempo escuchándolo que no recuerdo ya cuándo empecé a oírlo y leerlo. Por otro lado hay gente (entre los que me incluyo) que pensamos y decimos que no está tan mal.

La Verdad, como siempre, está en el ojo del observador, y por lo tanto no existe. La realidad, por otro lado, es que los juegos de rol son una industria minoritaria (y algo endogámica, también). No es que se venda menos, es que de base se vende poco.

Sí, hubo una "época dorada" en la que un juego podía llegar a vender 25.000 unidades. Pero esa época ha pasado a la historia, así cómo las condiciones que permitieron que se diera. Ahora estamos en otro momento, lo que no quiere decir que no se puedan volver a vender nunca miles de ejemplares, sino que hay que intentar hacerlo por otros medios.

Cuáles son esos medios es algo difícil de saber. No conozco ningún estudio de mercado sobre los juegos de rol, pero sin duda el primer paso sería hacerlo; haciendo especial hincapié en cómo se adquieren nuevos jugadores y a qué se debe el descenso en los mismos. Luego habría que diseñar un plan de marketing que se ajustase a las realidades del mercado actual y dirigirlo especialmente a captar jugadores nuevos (es muy posible que entre los que están ya viciados a los MMO). Tras esto habría que ponerlo en práctica con una gran campaña de publicidad.

Todo eso cuesta dinero.

Mucho dinero.

Sí, cualquiera de nosotros puede dar respuestas a varias de los aspectos que se plantean. Pero son respuestas de andar por casa. Lo que necesitamos es algo profesional, y eso cuesta dinero.

Y me temo que eso es exactamente lo que hizo la gente de Wizards, y ahí tienes la 4ª Edición. Que no ha gustado mucho a los "roleros de siempre", pero que viendo sus ventas no creo que les haya ido tan mal. Y si tenemos en cuenta la cantidad de "roleros de siempre" que dicen que no lo han comprado, tenemos que han vendido muchos ejemplares y no a los de siempre; así que no me extrañaría que hayan conseguido vender el juego a jugadores de MMO, viciando así a gente nueva.

Que conste que no me gusta la 4ª edición, pero si trae jugadores nuevos, bienvenida sea.

Ahora bien, esa solución que expongo la pueden hacer las grandes empresas, las que tienen dinero. En las que por desgracia no me incluyo, y supongo que la gran mayoría de lectores del blog tampoco se encuentran.

Así que vamos al objetivo de esta entrada, que es intentar discernir que podemos hacer para mejorar la situación del rol (si, hasta ahora ha sido solo la introducción).

La canción punk lo decía bien claro: De ti depende, tú eliges.

Y que podemos hacer nosotros, vulgares mortales, para mejorar la situación del rol. Tres cosas, que además son muy sencillas.

1.Comprar rol.
2.Escribir y publicar rol.
3.Hacer partidas a gente que no ha jugado nunca.

Pero vamos por partes.

1. Comprar rol:

No creo que haga falta que explique por qué esto es importante. Si no se vende rol las editoriales no publican, y sin editoriales publicando el rol se extinguirá poco a poco.

Hay mucha gente (muchos amigos míos entre ellos) que piensan que con el rol que tienen podrán jugar toda su vida, y eso es completamente cierto. Pero no quiere decir que sea bueno. Si nos preocupa nuestra afición más allá de la puerta de la habitación en la que jugamos (si no te preocupa no se que demonios haces leyendo esto, la verdad) tenemos que ver que un tejido comercial fuerte de juegos de rol es esencial para nuestra existencia (ojo, que esto no implica un tejido empresarial tradicional) cómo afición.

Sin ese tejido, los jugadores se convertirán en algo completamente endogámico (y van en camino), y poco a poco los juegos de rol desaparecerán a medida que la gente que juega deja de jugar (por que no tiene tiempo, principalmente; aunque hay otras causas), los grupos de juego se deshacen por otros motivos (cambio de ciudad, matrimonio, peleas y discusiones, etc.).

Tenemos que asumir una cosa muy importante aquí, y es que la oferta crea demanda. Si se publican juegos de rol se compran juegos de rol y se juega más a rol.

Así que tenemos que comprar rol. Tenemos que hacer que nuestros amigos que juegan a rol y que les interesa esta afición más allá de la puerta de su sala de juegos se den cuenta que tienen que comprar rol. Y más importante aún, tenemos que hacer que aquellos a los que no le interesa compren; enseñándoles juegos que les puedan interesar, que les puedan gustar.

La Oferta crea Demanda. Tenemos que hacer proselitismo de lo que nos gusta. Y tenemos que comprar juegos de rol. La Demanda crea Oferta. La eterna pescadilla que es el Capitalismo mordiéndose la cola.

Tenemos que comprar rol.

2. Escribir y Publicar Rol:

Tenemos que comprar rol.

Pero también tenemos que escribirlo y publicarlo. Si no, no habrá nada que comprar. Si la Oferta crea Demanda tenemos que crear esa oferta.

No importa cómo lo hagas, escribe un juego. Escribe una aventura o un mundo para un juego de otro. Escribe.

No importa con quien lo publiques, envíalo a una de las editoriales "grandes" para que lo publiquen ellas, o edítalo tu mismo y ponlo a la venta en Lulu, o haz una tirada pequeña y distribúyelo por tiendas. No importa.

Necesitamos que salgan juegos nuevos, con sensibilidades actuales que puedan enganchar a la gente joven. Necesitamos juegos clásicos, que puedan interesar a los jugadores de siempre. Necesitamos aventuras que poder vivir en mundos extraños, necesitamos que se escriba y se publique.

Atrévete. Escribe y publica rol. Ayuda al mundillo rolero, a la afición, comparte lo que te gusta, y te sentirás MUY satisfecho cuando veas a gente divirtiéndose con algo que tu has hecho (lo se, me ha pasado y hace que todo el trabajo merezca la pena).

3. Hacer partidas a gente que no ha jugado nunca:

Este paso es posiblemente el más sencillo, el que más al alcance tenemos todos.

Necesitamos nuevos jugadores, y tradicionalmente la forma de empezar a jugar es que otro te dirija. Hazlo.

Hay que dirigir a gente nueva.

Dirige a gente joven. Coge a tus hermanos/as pequeños/as, primos, sobrinos o lo que sea, y dirígeles. Haz que descubran los juegos de rol cuando aún son jóvenes y su mete tiene mucha más imaginación. Disfrutarán de las partidas con facilidad, y seguro que alguno de ellos acaba jugando.

Dirige a gente mayor. En la crisis en la que nos encontramos los juegos de rol son una afición económica (comparado con salir de fiesta) y muy divertida. Una forma estupenda de pasar una noche con amigos. Coge a los amigos y conocidos que tengan que no jueguen y hazles una partida (yo estoy preparando una para mi panadera y sus amigos, cómo alternativa a salir). Haz que descubran esta afición, seguro que les atrapa.

Necesitamos nueva sangre, gente que juegue y compre juegos nuevos.

Todo eso lo tenemos al alcance de la mano.

No es difícil.

Solo tenemos que querer hacerlo, y lo lograremos.

Ahora de ti depende. Tú eliges.

BWA HA HA HA HA

Zonk.PJ
De ti depende, de ti depende, tú eliges... Reviewed by zonk/PJ on 13:50 Rating: 5

10 comentarios:

Ehooo dijo...

Creo que el rol no está de capa caída. Por ejemplo, en las próximas jornadas ERIAL las plazas inicialmente asignadas duraron 6 horas; teniendo en cuenta que este es su segundo año, esto demuestra que más bien es lo contrario. Creo que una solución a las ventas de rol puede ser fomentar este tipos de jornadas.

PACOP dijo...

Saludos Zonk!! Que bueno leer un artículo tuyo ;-)

Bueno, he de decirte que, como aficionado que soy, en líneas generales estoy de acuerdo con tu optimista visión del, llamémoslo "problema".

Como ya he apuntado en algún momento, para mi lo esencial para recuperar la Edad de Oro del Rol en España es, sencillamente, hablar de Rol. Con "hablar de Rol" pretendo aglutinar toda aquella idea que expanda de alguna manera el universo rolero. Esto ya pueden ser unas jornadas de Rol o sencillamente hablar con el vecino de este mundillo. Por ello estoy totalmente de acuerdo con el punto 3.

Sin embargo discrepo contigo en el modo en que, según tú, se debe salvar al Rol. Esta discrepancia está enfocada sobre todo en el primer punto: "comprar Rol". Conste que estoy de acuerdo al 100% en que, si no se compra no se genera un mercado. Y si no se genera un mercado, pues también se va al garete el chiringuito. Pero el modo en que lo expones me ha hecho chirríar ese lado de mi cerebro que hace saltar todas las alarmas. Y me ha recordado a las máximas que nos llevan intentando meter en el cerebro desde que el mundo occidental está en crisis: "¡Se acerca el Apocalipsis! comprad, comprad, comprad..."

Comprar, sí... pero no a ciegas.

Igual te he interpretado mal (si es así, mis disculpas por adelantado). Pero tú idea implica comprar cualquier cosa que nos vendan, independientemente de la calidad ofertada. Lo siento Zonk, pero si el producto que adquiero no responde a una correcta relación calidad-precio... primero mi cartera, y después el Rol (mal que me pese). Si el tejido comercial se resiente por ello, quizá entonces serían las editoriales las que debieran cuestionarse qué es lo que están haciendo mal, y no el consumidor.

Pero vamos, sí. Es cierto que para que haya oferta, debe existir demanda. Pero para que haya demanda debe de haber un atractivo para el consumidor... un "gancho". Aunque no estemos de acuerdo los "roleros de siempre", es lo que ha hecho D&D. ¿Por que no hacer algo de ese estilo aquí?

A mi se me había ocurrido (de estas ideas locas que se le vienen a uno a la cabeza), puesto que las ventas de juegos de mesa no parecen haber decaído tanto, hacer un juego de mesa, como fue el Hero Quest en su momento, y un juego de Rol paralelo que expanda las posibilidades del tablero. Algo así como Games Workshop en su Warhammer, pero sin tanta figurita de por medio.

Se que lo que digo (y tienes razón en ello) cuesta dinero... y yo soy más pobre que unos macarrones sin tomate. Pero como poner ideas es grátis, pues ahí va una :-P

Un saludo Zonk, y a ver si escribes más!!

zonk/PJ dijo...

Ehooo
Si, me he dado cuenta. Y eso que no las habéis puesto el fin de semana del puente (el anterior), lo que habría producido que se ocupase más rápido... :D
De lo que más me alegro. A ver si otro año puedo pasar yo por las jornadas. ;)

Un saludo PacoP.
Por supuesto que no hablo de comprar a ciegas. Pero no he hecho referencia a ello por que me parecía lógico :D
Además, los gustos son tan variados que lo que a uno le guste a otro le parecerá una mierda, así que lo mejor es que cada uno compre lo que le guste. Que si busca y mira seguro que hay cosas que le llamarán la atención... ;)

Avatar dijo...

Hola Zonk! Feliz estreno :)

La verdad es que comparto en líneas generales tu mensaje de optimismo y buenos propósitos. Estoy de acuerdo en que el consumidor tiene unos deberes muy específicos en la ecuación de la Oferta y la Demanda, aunque quien tiene más deberes siempre es el que ofrece.

El problema, a mi modo de ver, es que la Demanda está ahí, latente y deseosa de estallar a la mínima. La gente compra y sigue comprando, incluso aunque no juegue tanto a rol. Pero compra. Sin embargo, la oferta está anquilosada en fórmulas que o se han movido desde los tiempos de la Facotría, fórmulla que no hace sino sobreexplotar a los consumidores más activos. Estoy seguro de que, si las "grandes" editoriales mostrasen algún signo de vida en ese sentido (precio, variedad de la oferta, más rol patrio de calidad) más gente se animaría a comprar. En todo caso, y mientras eso dure, creo que el consumidor no tiene más "deber" que el de estimular al empresario exigiendo la mayor excelencia al menor precio posible.

Y no creo que las jornadas, hoy por hoy, sirvan para sacarnos de la cueva. De hecho, me da la sensación de que muchas veces son la excusa para reafirmarnos en nuestra "exclusividad". Curiosamente, si las comparamos con sus homólogas del videojuego, aquí hacemos jornadas para vender, cuando en los videojuegos se hacen porque precisamente ya hay una demanda enorme y los juegos se venden solos. Habría que empezar la casa por los cimientos, no por el tejado, y en los cimientos están la editorial y la tienda.

Un saludo y gracias por escribir!

zonk/PJ dijo...

Estoy completamente de acuerdo en que las grandes editoriales deberían cambiar su método y posicionarse más cerca de sus compradores.
Sabes de sobra cual es mi posición a este respecto. ;)
Eso sin duda les proporcionaría más ventas a largo plazo y mejoraría su relación con la afición. Se puede publicar calidad a bajo coste (como creo que demuestra Demonio Sonriente, o por lo menos lo intenta); sobre todo teniendo dinero que invertir y planificando a largo plazo.
Pero ese es uno de los problemas que en el sistema mercantil actual (y político también) pocos planifican a largo plazo (entre otras cosas porque eso suele costar mucho dinero a corto plazo, y los beneficios tardan en llegar, así que pocos se lo pueden permitir).
Yo estoy ejecutando con Demonio Sonriente un plan de mercado a largo plazo. Pero poca gente puede tomar la decisión que yo tomé: en los primeros dos años de existencia DS no solo no ganaría dinero, sino que lo perdería. Y en los dos siguientes, si todo va bien, ganará algo, pero deberá ser reinvertido en la totalidad (tras, eso si, cubrir las pequeñas pérdidas de los dos primeros años). Yo estoy haciendo lo que hago por cómo me planteo las cosas, una persona que pide un préstamo a un banco para montar una empresa no puede hacerlas así (yo no lo he pedido). Los que tengan una hipoteca saben de lo que hablo muy bien.
Luego está el tema de que algunas editoriales ni siquiera planifique a corto plazo o tomen decisiones editoriales que puedan parecer buenas pero que a la larga no lo sean. En gran medida creo que está relacionado con la dicotomía entre fan y empresa que sufrimos los que editamos rol. Somos ambas cosas a la vez, y es difícil mantener un equilibrio. Desde mi punto de vista no es siquiera deseable, es más importante ser fan que empresario, pero entiendo que quienes tengan préstamos que pagar no lo piensen así.
Además, esta es una afición muy cainita. Un pequeño error puede suponer un desastre porque la gente se te eche encima.
Imagina esto: Eres el dueño de una editorial que pasa por un momento de falta de liquidez. Le gustaría sacar un producto más barato, pero no puede porque si lo hace su empresa se va al garete, y dejaría de publicar juegos, que es en definitiva lo que quiere. Lo pone al precio que necesita ponerlo para sobrevivir y comete el error de marketing de no explicar bien lo que sucede, y la gente se le echará encima.
Cómo buitres.
Sabes que es así.
Y es que una empresa de rol muchas veces no puede contratar a un experto en marketing, y eso produce situaciones de ese estilo. Si lo unimos a que hablamos de un mercado que ha sido maltratado durante años por varias empresas pues tenemos una situación en que un error que podría (y debería) ser perdonable se convierte en una posible hecatombe para la editorial. O como mínimo en algo que te desilusiona y te hunde.
Porque los dueños de las editoriales son personas y leer las críticas que se hacen de ellos en la red os aseguro que les jode y les hunde.
Lo sé, he hablado con alguno que otro.
Está claro también que eso no justifica algunos desmanes que han cometido algunas editoriales. Se pueden producir juegos baratos y de calidad. Pero tampoco justifica que la afición esté a la que salta y convirtamos los errores en desmanes. Es algo en la que ambas partes deben poner de su parte. Los que editan esforzándose por dar la mejor calidad al mejor precio, y los que compran exigiendo calidad a buen precio, pero siendo también comprensivos. Publicar juegos de rol es un proceso en el que MUCHAS cosas pueden salir mal en MUCHOS lugares de la cadena. Es muy fácil tomar una decisión errónea (y como no se tienen los datos necesarios para tomar decisiones en condiciones es MUY fácil tomarla, te lo aseguro). Uno de los mayores motivos para eso es que los que se deciden a publicar son fans, y pueden que tengan los conocimientos necesarios, pero lo más normal es que no. Y eso aumenta considerablemente la posibilidad de cometer errores.

zonk/PJ dijo...

Así que en definitiva si, el consumidor no tiene más "deber" que el de estimular al empresario exigiendo la mayor excelencia al menor precio posible; pero podría entender que el empresario también es fan, y no necesariamente un bandolero que intenta robarle el dinero impunemente (y no quiero decir que no hayan existido editoriales así). Es simplemente una persona, y puede cometer errores, y te aseguro que muchas veces es el primero en lamentar el error cometido. Eso si, también es un error no confesar que se ha cometido el error, y eso aleja más al empresario del fan. Es por esto que los especialistas en marketing y comunicación son necesarios (o por lo menos es lo que me decían mis profesores de Ciencias de la Información :D ). Es necesario que cuando se cometa un error los empresarios salgan y entonen un "mea culpa". Y esto es algo que sin duda muchos aún tienen que aprender. Pero no todo el mundo se licencia en marketing, así que podríamos tener un poco de paciencia con los que cometen un par de errores (por supuesto, sin perdonarlo todo; ni un extremo ni el otro).

Ah, y estoy de acuerdo en que las jornadas, por muy divertidas que sean, no sirven para sacarnos mucho de nuestra cueva... para eso lo necesario es: Hacer partidas a gente que no ha jugado nunca.

:D :D :D

nexodecaminos dijo...

Sinceramente creo que el rol tiene una buena demanda. Y todo lo que dices en el post está de lujo si se consigue hacer (ir introduciendo gente de vez en cuando en el roleo, seguir comprando y escribir o tener proyectos roleros en mente), pero por otro lado no es la solución final.

La "revolución" debería empezar desde arriba, que es donde más cosas hay que cambiar, en mi opinión.

Buen artículo.
Un saludo.

Carlos de la Cruz dijo...

Amén a todo lo dicho por Zonk. Yo sigo comprando (he pedido a mis hermanas un pack con el "Spirit of the Dale", el "Bosque" y el "Hispania" para mi cumpleaños), escribiendo (la "Guía del Maze Master" para "Mazes & Minotaurs" estará traducida antes de Navidades) y dirigiendo a todo el que se me pone por delante (¡incluyendo a mis suegros!).

¿Servirá esto para convertir el rol en una industria como la de los videojuegos? Ni de coña. Para eso tendríamos que convertir el rol en un videojuego... ejem... como D&D4 ;)))).

Deprisa dijo...

Pues conmigo lo han logrado. Sólo jugué al rol una vez de muy cría, y hace poco me he juntado con mi novio y unos amigos. Y yo estoy captando a gente, jijiji.
Un saludo,
Deprisa

Delfar dijo...

Zonk con tus comentarios tenías casi para otro artículo.

Estoy de acuerdo, aunque es difícil vencer la inercia tanto de la gente que pone todas las excusas del mundo para comprar rol (porque con un manual juegan varios, y total si lo tienen menganito...), para escribir o para probar a jugar con gente nueva.

Personalmente considero que eso es una parte importante de esta afición, el poder contribuir a ella, no solo económicamente, si no aportando tu granito de arena y compartiéndolo con más gente. Normalmente las partidas más memorables son con novatos y desconocidos, ya que como DJ son los que suponen un verdadero reto y te sorprenden casi seguro.

Algunos derechos reservados El Opinómetro 3.1 © 2014 - 2015
Con la tecnología de WordPress24x7

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con la tecnología de Blogger.