Top Ad unit 728 × 90

Últimas opiniones

Opinión

El rol bien, gracias

Por Avatar

Con el advenimiento de las vacaciones para la mayoría de los mortales hace un par de meses, lo normal en este país es que las cosas entren en un proceso de letargo como no se ha visto allén de nuestras fronteras. Sin ir más lejos, si cualquiera de vosotros hubiera querido emprender una acción judicial, habría tenido más de un problema para encontrar un abogado o un juez que no estuviese de vacaciones. España se detiene por costumbre, tradición y mandato legal, y el que no pueda esperarse, que se fastidie, que ya habrá tiempo de hacer cosas.

Pues imaginad si uno de los poderes del Estado se toma su tiempo para descansar (uno no, prácticamente todos), ¿cómo no iba a ser menos el rol? Fue esta especie de hibernación estival (valga la paradoja) lo que a uno le animó a pasarse por una de las tiendas de rol más centricas de Madrid para charlar con los viejos amigos. En esa tienda hacía mucho que el rol estaba bastante descuidado. A la habitual dejadez masculina que nos dicta que no hay que limpiar el polvo hasta que nos salte encima un ácaro gigante, se sumaba el hecho de que los jefes no estaban demasiado interesados en un producto que no vende tanto. Ya he hablado otras veces de la parte de culpa que tiene el tendero, y mucho me equivocaré, pero lo cierto es que bajar el rol a lo más hondo del establecimiento no es precisamente lo que más pueda animar al comprador novato. Porque, no nos engañemos, salvar al rol para por animar a los que no compran y captar a los que no lo conocen. Ya hablaré de esto más en profundidad en un futuro post.

Sin embargo, desde hace ya bastante tiempo, ha entrado en la tienda un tipo la mar de versado en esto del rol, y desde que se hace cargo de la sección (entre otras), veo las estanterías repletas de novedades. Pathfinder, D&D 4ª, Cthulhutech, Hellas RPG, Shadowrun (edición aniversario), Geist: The Sin Eaters, Peril at King's Landing, Mundodisco y un prolijo etcétera de títulos extranjeros que han hecho y siguen haciendo furor en la red en general y la blogosfera en particular. No sabéis la alegría que me dio recordar los días en que, cada vez que iba a la tienda, me encontraba algo que me sorprendiera y me animara a rascarme el bolsillo. Desde que cacé al bueno de Fading Suns no me pasaba eso, y creo que ya hace cosa de un decenio. Pero ¿os habéis fijado en el detalle? Una sola novedad en castellano. Por un lado eso es bueno, ya que, según este muchacho, el rol español se vende muy bien y por eso desaparece de la estantería, pero también admite que el ritmo es lento. Ay, bendito país en el que el verano es tan esencial en nuestro acervo cultural...

Pero esa última frase fue la que me dejó a cuadros. Después de tener que tragar mediante tubo adherido a la boca las penas de los editores, que no paran de fustigarse ante lo poco y mal que se vende, me dejó a cuadros escuchar que la salud del rol, al menos en esa tienda, es buena y promete. "Me quitan los libros de las manos", me dice. "Esto que ves, son reposiciones, últimos ejemplares que me quedan y tengo que pedir más". Caray. Esto sí que es un bofetón en toda la jeta. Yo que iba esperando recibir en el hombro las lágrimas de los amigos tenderos por no vender un pimiento, y resulta que la cosa funciona. Entonces le puse al corriente de mis dudas al respecto. "¿Cómo es posible, si a poco que mires por ahí, la idea más extendida es que el rol se vende fatal?". El hombre se me encogió de hombros y esbozó una sonrisa a caballo entre la incredulidad y la resignación. "Es que hay editoriales que deberían revisar lo que venden", fue su guiño. Nos quedamos callados un instante, tratando de leer en ojo ajeno la mutua aquiescencia.


O sea, que en este país no se vende tanto porque hay cosas que no son del todo vendibles. No entremos en bochornosos detalles, que cada cual se dé por aludido, que ya sabrá qué libros suyos no se pueden quitar en las tiendas ni con amoniaco concentrado de lo pegado que está en la estantería... El caso es que no podía creer que en los canales de la producción y distribución de rol se dijeran cosas tan diametralmente opuestas. ¿Sería cosa del entusiasmo personal del compañero de la tienda? ¿Acaso mentía como un bellaco? Pero, de ser así, ¿cómo es que cada vez que me acerco por el establecimiento veo portadas nuevas y desaparecidas las antiguas? El rol vende, o eso parece, aunque no al ritmo que los profesionales del medio quisieran.

Posibles conclusiones: el tendero miente. Si es así, debe tener unas deudas con los proveedores del copón, luego no me parece muy viable comprar por comprar, sólo para mantener la fachada bonita.

El rol extranjero vende más que el patrio. Bien, es posible, pero entonces el problema no es que el rol no venda, sino que vende poco porque algo no atrae al comprador potencial. ¿Se hace, pues, todo lo posible por que esto se cambie?

El rol patrio vende, de hecho casi siempre está agotado. Si es así, ¿por qué el editor tipo no para de llenar pañuelos de lágrimas porque esto del rol no da para tanto? De nuevo pregunto, ¿por qué no se ponen los medios para que esto cambie y se venda más? Una pista: ampliar el mercado ayudaría, pero sólo si salimos de la gruta (mental y literalmente).

No se puede generalizar. Es posible, sí. Los datos de una tienda céntrica en una gran ciudad no tienen por qué ser el canon. Y yo digo: pues que así sea. Generalicemos, hagamos que la máxima valga por doquier. No sería la primera vez que entrásemos en una tienda para que el gurú del mostrador nos exhibiese su ignorancia, argumentando que tal o cual producto no existe o está descatalogado, cuando lo que pasa es que no le apetece molestarse por uno o dos ejemplares de algo que no da tanta pasta, cuando los mangas, las cartas, lo libors y las figuras (amén del merchandising) son mucho más rentables. Vamos, que la culpa es un poco de todos, aunque más de algunos.

¿No es curioso que la sensación que queda sea que los tapones que entorpecen el tinglado estén en el punto de salida (las editoriales) y el de llegada (las tiendas, sus filias y sus fobias), cuando hay un mercado, chiquitito de momento, sí, que está deseando recibir material y lo compra de buen gusto? Esto es como lo que decíamos a cuenta de 'Crónicas Drakonianas' el otro día: sobra el público objetivo para ciertos géneros, lo que pasa es que el nicho está mal explotado y por eso triunfan productos objetivamente malos como 'Águila Roja'... Vamos, que menos da una piedra. Con el rol tres cuartos de lo mismo, y vendría bien, para nuestra ludoteca y nuestros bolsillos, que quien debe empiece a tomar nota.

Repito: no se podrá generalizar... ¿Y qué? Hagamos que sí se generalice con decisiones de tono distinto al lastimero al que se nos tiene acostumbrado. Puede que así no nos encontremos con versiones tan dispares de una misma realidad, según de dónde venga su narrador.

Pero, de todo esto, lo que más me interesa es vuestra opinión. ¿Cómo veis el tema? ¿Creéis que las cosas se hacen bien? ¿Se pueden mejorar? ¿Cómo? Ya que las editoriales preguntan a sus fans qué les parece su blog, ¿por qué no aprovechar para darles nuestra opinión sobre qué nos parece también su gestión de nuestro ocio?

Os leo.

El rol bien, gracias Reviewed by Omar El Kashef on 9:57 Rating: 5

7 comentarios:

Delfar dijo...

Pues mi tendero dice...

Estoy de acuerdo en que parece que se aprecia una mejoría en el panorama rolero. Al menos esa sensación he sacado tras las TdN.

Creo que el artículo generaliza un poco demasiado... Porque es normal que la gente vaya a la capi a buscar cosas que no encuentra en su tienda habitual (yo sin ir más lejos lo hago), pero tampoco es que el rol español sea una caca...

En cuanto a competir el rol español solo tiene la ventaja del idioma, porque en cuanto a diversidad, precio y temáticas la diferencia entre tener un mercado de varios millones con miles de empresas compitiendo a tener un mercado de miles con decenas de empresas se tiene que notar y mucho...

Como empezaba diciendo, mi única fuente de información cercana y fiable es mi tendero y puedo con satisfacción decir que se vende mucho rol nacional, tanto traducido como de producción propia... Y este verano ha sido especialmente llamativo a ese respecto. Antes me avisaba cada vez que vendía un libro como algo sorprendente y ahora lo comentamos de pasada los fines de semana.

También hay que decir que Diego en Mazinger Gijón tiene los juegos de rol bien a la lista enfrente del mostrador y que cualquiera que le pregunte sobre el tema puede recibir un buen asesoramiento por su parte.

Selenio dijo...

Interesantísimo artículo Avatar.

Yo mismo he trabajado durante dos años en una tienda del ramo y, pese a que vendíamos poco rol (es lo que tiene estar al lado de Gigamesh, XD), sí me llevé la impresión de que el mercado del rol estaba mejor de lo que parecía y que iba mejorando poco a poco.

Respecto al rol nacional en concreto... bueno, hay auténticas joyas en España que podrían ser muy grandes si se las cuida lo suficiente. Estoy pensando en cosas como Necrorama, Aquelarre, Reflejos, Anima (aunque su sistema vaya por ahí provocando esguinces cerebrales), Ocaso... cualquiera de esos productos/ideas no tiene nada que envidiar a los de creadores americanos, alemanes, franceses...

De hecho en los últimos años estamos viviendo un boom creativo patrio que ríete tú. Hay grandes juegos de rol, grandes dibujantes y guionistas españoles hoy en día, sin ir más lejos, uno de los mejores y más potentes juegos de miniaturas del mundo actualmente es Español (sí, Infinity the Game).

El problema... no sé cual es exactamente la verdad, pero está claro que algún problema hay si no se está aprovechando todo ese talento que existe como debería hacerse.

Selenio.

nexodecaminos dijo...

Antes que nada, Selenio, ¿trabajabas en Kaburi? ¿O en otra tienda?

Con respecto al post, para varia Avatar, damos con las preguntas. Yo no sé dónde está el fallo, pero después de tanto tiempo y el seguir yendo un poco al traspiés con el tema rolero... que si editoriales la cagan, que si no venden, que si el rol no vende en las tiendas... acabo preguntándome más cosas y no sabiendo responder a nada.

A veces pienso que quizás no hay tanto talento como creemos que hay. Cuidado, no estoy diciendo que no lo haya, creo que sí que hay... pero ¿no podría ser que nos deslumbrara nuestros propios trabajos? ¿No podría ser que el rol no vende más y no atrae a más público porque realmente no somos tan buenos?

Dadas las circunstancias, las respuestas a estas preguntas y a las que formulas en el post, se me antojan un tanto esquivas, y de producirse en lo más obscuro de su espectro, un poco deprimentes.

Gran post, para no perder la costumbre. ¡Y que no paren!

Un abrazo

Avatar dijo...

Gracias por vuestros comentarios.

Bueno, en cuanto a la generalización, entiendo que hay que partir de una idea general para acotar los aspectos más concretos del problema. Si la gente va de provincias a las capitales a comprar ya es sintomático, ¿no?: la gente se desplaza y busca, lo que no es lo mismo que la gente directamente deje de comprar.

El problema con el rol nacional es que se confunde el rol del circuito "profesional" con las autoediciones. Es más, conforme pasa el tiempo, las autoediciones cobran un peso enorme en la balanza, lo que viene a decir que no hay salida desde las editoriales para tanta fiebre creativa. Eso ya es otra tara, que irónicamente viene desde dentro del sistema distributivo del rol (cuando debería ser al revés). El consumidor no verá nunca con ojos serios que la única alternativa sea el juego de sui vecino, editado en pdf o por Lulu...

En definitiva, hay un mercado sobreexplotado, sin duda, ansioso de estímulo, claro que sí, pero que se retrae si la oferta lo toma por idiota.

Un saludo!

Selenio dijo...

@Nexodecaminos: Trabajaba en la ya extinta "Kelesumo?!", muy cerca de Kaburi y Gigamesh (girando la esquina de hecho, XD).

Selenio.

Carlos de la Cruz dijo...

¿Ahora resulta que el rol se vende bien? Vaya, ya no sé a qué atenerme :D.

Hablando en serio, creo que me quedo con el comentario de Avatar: no sé si se venderá bien, mal, poco o regular, pero yo últimamente he vuelto a encontrar en las tiendas cosas que me han ilusionado, me han llamado la atención y me he comprado, tanto internacional como nacional, y durante muchos años no me ocurrió lo mismo. Así que, para mí, el rol está muy bien.

Otra pregunta es si las tiendas frikis pueden vivir sólo de rol, que creo que no es así... ni falta que hace, por otra parte; en la variedad está el gusto :D

PACOP dijo...

"Nos quedamos callados un instante, tratando de leer en ojo ajeno la mutua aquiescencia": Más de una vez, hablando contigo cara a cara, nos hemos quedado los dos con esa cara. ¿Qué decir más que la descripción ha sido como un viaje en realidad virtual a ese momento en esa tienda? Lo he visualizado y me he empezado a partir el culo...

Yo no soy él que más puedo hablar sobre esto, pues desde hace tiempo que ni me acerco a una tienda (lo más cerca que estuve, con las firmas de JRR Martin en Generación X. Pero si es cierto que, o faltan ganas de innovar o es más fácil sentarse cómodamente recibiendo las ganancias que otras cosas más comerciales generan... aunque ello condene a cientos de aficionados al rol.

Desde mi punto de vista, también creo que influye que, en las nuevas generaciones, no hay una relación entre Rol y juego de mesa. Como ya insinué en otro comentario, la relación es más creciente entre Rol y juego de ordenador. Es increíble que el Rol viva estas penurias (al menos en España) cuando World of Warcraft, por poner el mayor ejemplo, triunfa sin oposición. Preparar el guión de una partida o, los que van más allá, preparar un escenario real (con disfraces y todo) para jugar en vivo, no parece ser tan atractivo para las víctimas de lo fácil y lo inmediato.

Gran artículo Avatar. Un saludo!!

Algunos derechos reservados El Opinómetro 3.1 © 2014 - 2015
Con la tecnología de WordPress24x7

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con la tecnología de Blogger.