Top Ad unit 728 × 90

Últimas opiniones

Opinión

Sam Dunn y su enciclopedia del Metal

Por Milán
En 1986, algo extraño ocurrió: el Heavy Metal se convirtió en la música más popular del mundo.

Metal: A Headbanger's Journey y Global Metal son dos películas documentales en las que se nos presenta el heavy metal como nunca lo habíamos visto. Sam Dunn es el artífice de todo ello, un metalero de los pies a la cabeza, que al no poder matricularse en la especialidad de Heavy Metal en la universidad, decidió hacerlo en antropología.

El primero de los títulos citados responde a un exhaustivo análisis del género al que nos referimos y que tiene como principal objetivo responder a la siguiente cuestión ¿por qué el heavy metal provoca reacciones tan opuestas? Para llegar a una respuesta, Dunn comienza a desgajar la historia de este apasionante género hablando de la creación del mismo, el estilo, las raíces en el blues y la música culta (este apartado tiene errores garrafales), el entorno al que está sometido el creador, los fans, la controversia y la crucifixión al género, las distintas tendencias y estilos (llegando al metal más extremo), la religión y el satanismo etc. Todo esto aderezado con entrevistas a Tony Iommi de Black Sabbath, Geddy Lee de Rush, Bruce Dickinson de Iron Maiden, Ronnie James Dio, Alice Cooper, Rob Zombie, Tom Araya de Slayer, Doro Pesch de Warlock o Angela Gossow de Arch Enemy entre otros.



Global Metal surgió de los montones de e-mails y cartas de agradecimiento a Dunn por dar a esta cominudad el respeto que merece, debido a que el material recibido procedía de distintos lugares del mundo, el propio director plantea la siguiente premisa: "Los antropólogos han estudiado los efectos de la globalización, pero nunca había considerado el rol del Heavy Metal en este proceso. Mientras los metaleros se propagan por el globo, ¿qué nuevos significados ha ido tomando para fans en diferentes países con tan diferentes trasfondos políticos y religioso? Claramente, hay todo un mundo de Metal allá afuera del que no sé nada".

El viaje comienza en Brasil, analizando el origen del (que los organizadores de hoy en día tomen nota y se les caiga la cara de vergüenza) y como surgió una de las bandas de metal más importantes de todos los tiempos, Sepultura.

Posteriormente viaja a Japón, India, China, Indonesia, Israel y Emiratos Árabes Unidos, donde podemos ver que sensaciones levanta el Metal en estos lugares, las bandas que surgen allí, además de la terrible censura y persecución que sufre el genero en esos sitios. De nuevo se vale de numerosas entrevistas tanto a los artistas más importantes del panorama (Lars Ulrich, Marty Friedman, Max Cavalera, Dave Murray…) como a grupos mucho menos conocidos oriundos de los lugares citados anteriormente.



Destacar sin duda alguna las reflexiones personales al final de cada uno de los videos, ya que son absolutamente fantásticas y reveladoras, así como el impresionante despliegue y trabajo que ha realizado durante años de trabajo. Tanto si os gusta como si no el Heavy Metal son documentales obligados para todo aquel que le guste la música.

Ahora bien, me gustaría plantear una reflexión, es evidente que muchos nombres del panorama del Metal son conocidos por su enorme calidad y habilidad técnico-musical tales como Megadeth, Metallica, Anthrax, Testament, Sepultura o Pantera entre otros muchos, todos ellos cuentan con una legión de seguidores, ¿Cuántos de los fans que van a sus conciertos, acuden para verlos, disfrutar de sus habilidades como músicos, de su manera de elaborar los temas, la sincronización entre ellos, los valores como grupo y cuántos fans van a hacer el idiota y a molestar a aquellos que si quieren disfrutar del concierto?

En los documentales se trata de ennoblecer al fan del Metal, si muy bien, pero ¿Qué diferencia hay entre el fan ñoño que va ver al número uno de los estúpidos Cuarenta Principales por lo guapo/a que es y por lo bien que baila pasándose por el forro sus valores musicales, del fan de los dioses del Metal, que va al concierto a descargar adrenalina pasándose por el forro los valores musicales del mismo?
Sam Dunn y su enciclopedia del Metal Reviewed by Milán on 11:00 Rating: 5

1 comentario:

Avatar dijo...

Yo he visto el primero de los documentales, y aparte de que me parece muy original que un sociólogo heavy estudie un campo social tan desconocido y denostado, el trabajo en sí es cojonudo. Recomiendo a cualquier amante de la música que lo vea, porque conocerá el origen de muchas cosas (sin ir más lejos, por qué ponemos el símbolo de los cuernos como borregos cuando vamos a un concierto de rock). Destacable la elaboración de ese árbol evolutivo de los distintos estilos del rock duro.

Estoy completamente de acuerdo en que el divorcio entre la intención y calidad del artista y el gran público es patente. No creo que la gente que va a sacudirse el cuerpo entre otros 5.000 tíos se ponga a pensar en los mensajes subyacentes en la obra de Slayer... Es una pena, pero es así; y eso que, a poco que excaves, los grupos de rock duro tienen muchas cosas que contar.

Cojonudo post, Milán, como siempre ;)

Algunos derechos reservados El Opinómetro 3.1 © 2014 - 2015
Con la tecnología de WordPress24x7

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con la tecnología de Blogger.